Las mujeres debemos continuar
creando nuestros espacio, ahora
más interno, ejerciendo el derecho
a tiempos propios de autorrealización,
además de los laborales, acotemos
la responsabilidad doméstica y
distribuyámosla en el seno familiar.
Quedan cadenas sutiles en las que
nos perdemos…
Graciela Molinari


0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *